Etiquetas

“No hay colores ni sones en sí, desprovistos de significación: tocados por la mano del hombre, cambian de naturaleza y Imagenpenetran en el mundo de las obras.  Y todas las obras desembocan en la significación ; lo que el hombre roza, se tiñe de intencionalidad: es un ir hacia… El mundo del hombre es el mundo del sentido. Tolera la ambigüedad, la contradicción, la locura o el embrollo, no la carencia de sentido.  El silencio mismo está poblado de signos”.
Octavio  Paz

Si el lenguaje está en la naturaleza misma del hombre, entonces es un hecho fundacional de la condición humana y, por lo tanto, hay que aceptar que no es simplemente un instrumento.  El hombre es producto de su lenguaje.  Aunque el lenguaje no es sólo un instrumento, puede funcionar “como un instrumento” de interacción, de comunicación o de intercambio.